Nacionales

Nacionales

Tercera ola de COVID-19: INSN San Borja espera que los casos sean leves y los niños puedan pasar la enfermedad en casa

Daniel Anchante, pediatra de la Unidad de Cuidados Intensivos de la Instituto Nacional de Salud del Niño de San Borja, se pronunció sobre la vacunación en niños de 5 a 11 años de edad.
14:03 h - Vie, 14 Ene 2022

Hay un incremento acelerado de contagios de la variante ómicron en Lima Metropolitana y el Callao y, poco a poco, va calando en otros departamentos del Perú. El diagnóstico de Daniel Anchante, pediatra de la Unidad de Cuidados Intensivos de la Instituto Nacional de Salud del Niño de San Borja, señala que debido a esta variante es probable que haya más casos.

“Si bien es cierto, la mayoría de estos son leves en cuarentena dentro de sus domicilios también hemos visto el aumento del número de hospitalizados y un primer ingreso a cuidados intensivos, declaró.

[Lee también: Presidente Castillo: llamo a los empresarios de Colombia, América Latina y el mundo a acudir al Perú e invertir sin temor]

El caso del menor en cuidados intensivos tiene un año y cuatro meses sin enfermedad preexistente importante. Podríamos decir que nos enfrentamos a un caso de COVID-19 moderado que adquirió oxígeno y monitorización. Sin embargo, en el caso de la segunda ola tuvimos niños con enfermedades preexistentes”, precisa.

“No queremos que se repita lo sucedido en la segunda ola porque fue más dramática. Teníamos ingresos semanales a cuidados intensivos con enfermedad del COVID-19 grave. Esperamos que, en esta tercera ola, los casos sean leves y puedan pasar la enfermedad en casa y que solo un grupo muy reducido de niños requiera hospitalización”, sostiene Anchante para la Edición Matinal de TVPerú Noticias.

La única forma de combatir la COVID-19 es con la vacunación. En ese sentido, el padre de familia o un apoderado debe dar un consentimiento para que el paciente pueda ser inoculado. En el caso del INSN San Borja brinda la oportunidad de que los padres ingresen a ver sus niños hospitalizados, siempre y cuando, se realicen la prueba ahí mismo para acompañarlos el tiempo que dura la hospitalización. “Creemos que el vínculo de papá y mamá es sumamente importante en la recuperación de los niños”.

Con respecto a la dosis que se aplicará a los niños entre 5 a 11 años, Anchante señala que será de la farmacéutica Pfizer y la cantidad que se les administrará será un tercio de las que se coloca a los mayores de 12 y adultos.

“En palabras más técnicas: en los adultos poníamos 30 microgramos y en estos niños vamos a poner 10. Es un tercio del volumen de la administración que es justamente con el cual se hicieron todos los estudios, se cumplieron todas las fases y se mostró que uno alcanza la misma inmunidad. Entonces, es completamente seguro.


Peruano opina