Nacionales

Nacionales

Adulto mayor de Pensión 65 es ejemplo de superación y lucha constante en la provincia de Cañete

Perdió una pierna durante un accidente laboral, sin embargo, trabajó duro para darle lo mejor a su familia.
10:55 h - Dom, 17 Jul 2022

Don Vicente Vilca tiene 73 años y es un hombre que trabajó desde siempre por sacar adelante a su familia y, a pesar de las adversidades que se le presentaron en la vida, optó por superarse y trabajar muy duro para brindarle un mejor futuro a los suyos.

Cuando tenía 43 años, Vicente sufrió un accidente laboral y perdió una de sus piernas. Ante ello, se le cerraron varias puertas complicando su situación.

[Lee también: PCM: Funcionarios y servidores públicos están prohibidos de realizar proselitismo político ante Elecciones 2022]

Sin embargo, este arequipeño de nacimiento que no tuvo la oportunidad de aprender a leer y escribir no claudicó, siguió adelante y desde hace 7 años es usuario del programa Pensión 65 del Ministerio de Desarrollo e Inclusión Social (Midis). Así, con el dinero que recibe del programa, compra insumos con los que elabora plantillas para zapatos que vende en el centro poblado Cerro Candela, del distrito de Imperial, en Cañete.

Don Vicente considera que los años lo han hecho más sabio. Gracias a ello comparte su experiencia de vida con las nuevas generaciones. “Hay que saber valorar lo que vivimos, lo que tenemos. Hay que respetar nuestro apellido, lo que nos han enseñado, pero si no nos enseñaron bien, tenemos que perfeccionarnos nosotros mismos, ya que somos seres pensantes”, dijo.

Este adulto mayor, padre de cuatro hijos por quienes trabajó muy duro para darles lo mejor a pesar de las adversidades, agradeció el apoyo que le brinda el programa Pensión 65.

Apoyo al adulto mayor

El programa Pensión 65, del Midis, beneficia a las personas mayores de 65 años registrados en el Padrón General de Hogares con clasificación socioeconómica de pobreza extrema, conforme con la evaluación del Sistema de Focalización de Hogares (Sisfoh).

En la primera mitad de este año, más de 20 000 adultos mayores en situación de pobreza extrema y vulnerabilidad, se sumaron como usuarios del programa, permitiendo así una ampliación de la cobertura.

Con información de Midis


Peruano opina